Yoga

«…según fuentes neurobiológicas, la adquisición de la responsabilidad de tomar las riendas de una vida  es del córtex cerebral, donde se aloja lo mejor de la capacidad intuitiva. Corresponde al entrecejo, sexto chakra.  También allí está la capacidad de prescindir del cuerpo y de lo racional adquirido, para sentir el carácter trascendente en lo mundano,  que siempre conduce al retorno al maná. 

Tradicionalmente se usaron técnicas para alcanzar estados de conciencia desde los cuales la mente es capaz de observar sin intervenir en lo observado. Todos los métodos sin excepción parten de que ha de ser la conciencia de una mente brillante, que intuye lo universal de su estructura. Y como no es la conciencia cotidiana, se le dio el adjetivo de moda, el que está al servicio de los psicotrópicos: consciencia alterada. En ambos casos se trata de la consumación de una mente diferente, porque la conciencia no cambia únicamente de forma provocada con la ingesta de algo, sea natural o sintético el detonador. La consciencia cambia cuando usa nuevos recorridos cognitivos, y cuando estimula su estructura pránica. 

Las técnicas propuestas en este trabajo se refieren a la percepción alterada causada por descomposiciones endógenas.»

Extracto de mi libro: 1-2º Día